«

»

Jul 17

Imprimir esta Entrada

Entrar en el mar: ¿despacito o de golpe?

Organización y publicación del material de estudio.

 

Entrar en el mar: ¿despacito o de golpe?En el mar, como en la formación, podemos entrar de dos maneras:

De golpe y sin pensarlo mucho; viendo los peces debajo del agua, sintiendo el frío de las olas, perdiendo la parte superior de biquini (sí, a veces pasa)… todo en un solo segundo.

O despacito. Primero un pie, después el otro… saboreando la sensación de sumergirse lentamente.

En el mar, esta decisión no es muy relevante (excepto si estás haciendo la digestión, claro); pero en formación es un elemento muy importante a tener en cuenta a la hora de planificar una acción formativa.

En AulaSIC, después de años de experiencia, creemos que la velocidad con la que se publican y se ponen a disposición de los alumnos los materiales de cada curso depende de las características de las acciones formativas.

Cuando una formación es corta, como pasa con nuestras unidades formativas, lo ideal es que los alumnos tengan desde el inicio todo el material y prácticas a su disposición. Eso les permite organizarse según sus necesidades y decidir cuánto profundizar en cada tema.

Por lo que respecta a cursos más largos, más especializados, la cosa cambia.

Al inicio de nuestros cursos proponemos siempre un calendario en el que explicamos cuándo estará disponible cada uno de los módulos de la formación. Profesores y pedagogos planteamos cuál será el ritmo adecuado de estudio de un alumno medio, y ponemos a disposición de los participantes más rápidos o que pueden dedicar más tiempo a la acción formativa, información complementaria para profundizar en el estudio.

Pero quizás os preguntareis: ¿por qué no publican todo el material a la vez?
Pues por varias razones:

1. Hemos comprobado que, cuando un alumno no dispone de todo el material desde el principio de la formación, no se impacienta por llegar al final del estudio, y eso se refleja en una relajación y una motivación que hacen que el número de abandonos en la formación disminuya enormemente.

2. Los estudiantes son, de forma natural, personas curiosas. Esta curiosidad es muy positiva; pero a veces se traduce en un afán por llegar al final, por ver qué les espera en la meta, y esta curiosidad, en ocasiones, puede ser la razón de que pasen por alto algunos conocimientos importantes del curso o que no profundicen en algunas de las temáticas.

3. Por último, pero no por ello menos importante, está el tema de la colaboración entre alumnos. En las formaciones online, y más en las que tienen una duración considerable, hay un elemento clave e indispensable para que el proceso de aprendizaje resulte óptimo: la participación de los alumnos.
La colaboración entre los alumnos es un aspecto que toda formación pedagógicamente bien diseñada debe tener en cuenta. Así que marcar un ritmo de estudio aproximado para todos los alumnos supone facilitar que puedan discutir conocimientos, prácticas realizadas… que de otro modo quedarían sin comentar. Sin olvidar el enriquecimiento profesional y personal que conlleva.

Así que ya sabéis: cuando hagáis un curso, relajaos, disfrutad y no tengáis prisa por acabar.

Rosa Aparicio
Pedagoga especializada en formación online
AulaSIC

 

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies