«

»

Jun 07

Imprimir esta Entrada

Redes sociales y Blogs ¿ayudan al traductor?

GrowingSocialMedia_id_8539048913_CC_BY_mkhmarketing_93212162@N08Hoy en día, en la época de la Web 2.0, los traductores no pueden prescindir de Internet y de las oportunidades que ofrece para aumentar los potenciales clientes y difundir su actividad profesional.

Por esto, entre las distintas herramientas y recursos disponibles, cabe hacer hincapié en los blogs, por un lado, y en las redes sociales, por otro. Aunque por obvias razones haría falta profundizar mucho más este tema, veamos a continuación las principales características de ambos medios de comunicación.

Por lo que concierne a los blogs, mi experiencia personal me ha enseñado un aspecto que ya no es mera comunicación formal, fría y unilateral: los blogs representan más bien una manera de dar a conocer el “modus operandi” del traductor, es decir, su modo de trabajar y desenvolverse en su día a día. Además, sirven para entablar y reforzar relaciones con otros traductores y por consiguiente, alcanzar una mayor audiencia. Al permitir publicar entradas largas, los blogs se adaptan a expresar reflexiones bien ponderadas y desarrolladas, por ejemplo crónicas de conferencias, reseñas de libros y software, etc.

Por otro lado, las redes sociales son una manera de dar a conocer rápidamente la actividad profesional del traductor, tanto que a menudo los perfiles y páginas Facebook se utilizan como tarjeta de visita. Por su misma naturaleza, las redes sociales se adaptan principalmente a difundir los artículos publicados en los blogs o, en todo caso, a señalar brevemente noticias y acontecimientos relacionados con la actividad y los intereses del traductor y de la audiencia.

Por tales motivos, es importante que, tanto en los blogs como en las redes sociales, el traductor elija la herramienta o, más verosimilmente, las herramientas más adecuadas para alcanzar la mayor audiencia posible; es más, es recomendable utilizar distintas herramientas a la vez para obtener los mejores resultados.

Para concluir, me gustaría afirmar que hoy en día la actualización de los perfiles en las redes sociales y de los blogs se ha convertido en una parte imprescindibile del trabajo del traductor. Sin embargo, hay también opiniones contrarias: me encantaría conocerlas. Por tanto, espero que os animéis a dejar un comentario en esta entrada.

 

Gloria Fiorani
@gloriafiorani
Traductora freelance EN, ES>IT
Alumna del curso de AulaSIC Web 2.0 para traductores

 

Imagen cedida por mkhmarketing.wordpress.com

 

3 comentarios

1 ping

  1. Gloria

    Hola a todos,

    antes que nada, muchas gracias por los comentarios. Vamos por partes.

    Carla, efectivamente no es obligatorio tener perfiles en todas las redes sociales del mundo mundial, y a veces hasta puede resultar lioso tener que gestionarlas todas cuando se tienen montones de trabajo: de eso puedo dar fe, ya que la semana pasada estuve muy pero que muy cargada de trabajo y no me dio tiempo a hacer otras cosas. Por otro lado, sigo creyendo que las ventajas superan las desventajas y que tarde o temprano, que nos guste o no, las redes sociales nos ayudarán mucho en nuestro trabajo. Vale, seré idealista y soñadora ;) pero estoy tratando de sacarle el máximo partido al temita sin robarle tiempo al trabajo.

    David, ese porcentaje es el que estaba buscando para determinar el tiempo que debería pasar actualizando mis perfiles. Creo que es el adecuado para compaginar la labor del traductor con el aspecto social de la profesión.

    Gracias a los dos, pues habéis aportado opiniones muy interesantes.

    Saludos,

    Gloria

  2. David (IP Traducción)

    Como parte de la estrategia de comunicación y visibilidad profesional y/o corporativa siempre suma de cara a lograr un mayor reconocimiento y notoriedad en el sector y entre los eventuales clientes, pero uno no puede olvidarse que la tarea principal del traductor es traducir. En mi opinión la dedicación a las labores de marketing online no debería de sobrepasar el 15 % del tiempo de trabajo total de un traductor. Sería un error que el traductor acabara conviertiéndose en un reputado bloguero o community manager, pero no pasara de ser un desconocido traductor.

  3. Carla Parra

    Hola, Gloria:

    el tema que tratas es muy interesante. Leyendo tu entrada me he acordado de varias entradas sobre la visibilidad de los traductores hoy en día:

    http://www.traducirco.com/2013/05/visibilidad-calidad-no-todo-es-marketing.html
    http://letrasdesastre.com/2012/10/30/lo-llaman-visibilidad/

    Y ya sobre la cuestión que planteas, ¿es necesario tener perfiles en todas las redes, ser bloguero de éxito y estar siempre activo? Yo creo que no. Vamos, yo conozco traductores profesionales que se ganan la vida traduciendo y al margen de todo este mundo 2.0. Creo que lo importante es hacer bien nuestro trabajo y cuidar a nuestros clientes (de cara a un cliente va a ser nuestra mejor carta de presentación). ¿Que además de eso somos activos en las redes sociales? Genial, pero siempre sin olvidar que en la gran mayoría de los casos los que nos dan de comer son nuestros clientes y no nuestros lectores, seguidores y amigos en redes sociales.

    Y un poco esto es lo que venía a decir Oliver Carreira en una entrada de su blog la semana pasada: http://olivercarreira.es/blog/2013/05/30/la-visibilidad-de-la-profesion-y-otros-problemas-de-ego/

    ¡Un saludo!

  1. Redes Sociales, ¿perdemos el tiempo? | El Cajón del Traductor

    […] Antes de acabar mi entrada, me gustaría mostraros un par de blogs bastante interesantes sobre las redes sociales en el ámbito de la traducción y la interpretación: http://networkingfortranslators.blogspot.fr/ y http://aulasic.org/blog/2013/06/redes-sociales-y-blogs-ayudan-al-traductor/ […]

Los comentarios han sido desactivados.

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies